Irán: Príncipe saudí cayó en la trampa de la ‘ilusión del poder’

El príncipe heredero saudí, Mohamad bin Salman, ha caído en la trampa de la “ilusión del poder”, al igual que dictadores como Adolf Hitler y Saddam Husein, y el expresidente estadounidense George W. Bush, enfatiza el ministro de Defensa de Irán, el general de brigada Amir Hatami.

El ministro iraní, que se encuentra en Rusia con motivo de la VIIª Conferencia de Seguridad Internacional de Moscú, concedió el viernes una entrevista a la cadena rusa RT y expresó la esperanza de que el príncipe heredero saudí recabe más experiencia y aprenda a evitar caer en la trampa de la “ilusión del poder”.

“Hitler (exdictador alemán) actuó bajo la ilusión del poder creyendo que era fuerte. Lo mismo hizo (exdictador iraquí) Saddam Husein (cuando atacó Irán en 1980). Cuando los estadounidenses atacaron Irak (bajo la Administración de George W. Bush), también tenían esta falsa ilusión de poder y de fuerza”, afirmó Hatami.

Bin Salman concedió el lunes una entrevista a la revista estadounidense The Atlantic y comparó a las altas autoridades de Irán con Hitler, al tiempo que sostuvo que Irán y Arabia Saudí podrían enfrentarse en una guerra.

En respuesta, el ministro de Defensa iraní enfatizó que esas afirmaciones “fueron dichas por un hombre con poca experiencia en los asuntos gubernamentales” y recordó que el príncipe saudí antes había dicho que resolvería la situación en Yemen en una semana, sin embargo, añadió, no pudo hacer nada.

En este mismo contexto, Hatami precisó que han pasado tres años de la guerra impuesta por la monarquía árabe contra Yemen, “un país pobre” y “con poca fuerza militar”, y catalogó este conflicto como un “atolladero” para Riad.

Bin Salman, que se encuentra de visita oficial en EE.UU. desde hace dos semanas, en otra entrevista con la revista estadounidense TIME dijo el jueves que Riad comparte con el régimen israelí casi los mismos intereses geoestratégicos en el Oriente Medio y un enemigo común, en aparente referencia a la República Islámica de Irán.

El mismo viernes, el portavoz de la Cancillería iraní, Bahram Qasemi, repudió sus declaraciones y las tildó de “ridículas y vergonzosas”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*