EEUU intenta influir en las decisiones de otras partes en JCPOA

El vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores de Irán, Bahram Qasemi, ha arremetido contra Estados Unidos por sus esfuerzos para influir en las decisiones de otras partes en el pacto nuclear.

En un comunicado emitido este miércoles, Qasemi ha condenado enérgicamente el anuncio del Tesoro de Estados Unidos de nuevas sanciones contra la República Islámica de Irán, diciendo que la medida tiene como objetivo compensar el fracaso de Washington después de que se retirara del acuerdo nuclear con Irán.

“Consideramos esta política inapropiada y nos movemos como parte de las políticas hostiles en curso del gobierno de los EEUU y el comportamiento imprudente contra la nación iraní, que ha continuado en las últimas décadas de diferentes maneras. Estas políticas rencorosas no tendrán beneficios para Estados Unidos, y solo harán que el gobierno y la nación iraníes estén más decididos, sean más pacientes y más resistentes que nunca para contrarrestar los movimientos antiiraníes de los Estados Unidos”, ha señalado.

“El anuncio de nuevas sanciones contra Irán, especialmente poner el nombre del gobernador del Banco Central de la República Islámica de Irán en la lista de sanciones, en un momento en que Irán y Europa iniciaron conversaciones y consultas sobre el JCPOA sin la presencia de EEUU muestra bien que Estados Unidos aún no ha podido alcanzar sus objetivos predeterminados contra Irán al retirarse unilateralmente del JCPOA”, ha agregado.

“Ahora a raíz de su fracaso y las consecuencias destructivas de sus predicciones y errores descaradamente erróneos después de abandonar unilateralmente el JCPOA, el gobierno de los EEUU está tratando de influir en la voluntad y las decisiones de los signatarios restantes del JCPOA y otros países en el mundo”, ha reiterado.

Qasemi,Asimismo ha hecho referencia a los abusos y las demandas excesivas del gobierno de los Estados Unidos, ya que utilizan diferentes políticas y palancas para ejercer fuerza, presentar expectativas injustificadas y hacer amenazas contra otros países para promover sus políticas destructivas.

“Las reacciones globales al retiro de Estados Unidos del JCPOA mostraron bien que la decisión ilógica e imprudente del presidente de los Estados Unidos que va en contra de todas las regulaciones internacionales ha afectado la credibilidad y aumentado el aislamiento del gobierno de los EEUU y ha causado daños irreparables al pueblo estadounidense. La medida también probó que la gran nación iraní tiene razón al considerar a los Estados Unidos y sus administraciones como poco confiables”, ha concluido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*