Premier armenio dimite seis días después de asumir a su cargo

El recién elegido primer ministro de Armenia, Serzh Sargsyan, ha presentado su renuncia solo seis días después de asumir el cargo en medio de protestas generalizadas en todo el país.

La renuncia de Sargsyan fue declarada en un comunicado emitido por su oficina el lunes 23 de abril.

La renuncia se produjo después del colapso de las negociaciones entre Sargsyan y el líder de la oposición Nikol Pashinyan, dejando al país en un limbo, ya que las protestas generalizadas contra el nombramiento del ex presidente como primer ministro entraron en el día 11.

El primer ministro armenio se reunió con el líder opositor Pashinyan para el diálogo televisado en la capital, Ereván, el domingo, pero se retiró unos minutos después de que comenzara la reunión.

El primer ministro dijo que la oposición “no aprendió la lección del 1 de marzo”, refiriéndose a una manifestación de protesta después de su reelección en 2008, cuando 10 personas murieron en enfrentamientos con la policía.

Pashinyan aseveró en respuesta que nadie se ha atrevido y se atreverá a hablar con nosotros en el lenguaje de las amenazas. Te lo digo: “no entiendes la situación en el país. La situación es diferente a la que conocías hace 15-20 días”.

Hay una campaña en curso de “desobediencia civil” destinada a mostrar oposición pública a lo que se percibe como los esfuerzos de Sargsyan para aferrarse al poder en un nuevo sistema parlamentario de gobierno. El ex oficial militar gobernó Armenia bajo un sistema presidencial durante 10 años.

El pico de las protestas fue el martes pasado, cuando unas 40,000 personas se manifestaron en la capital después de que el parlamento eligió a Sargsyan como el nuevo primer ministro. Bajo las controvertidas enmiendas a la constitución aprobadas en 2015, los poderes gobernantes serán transferidos de la presidencia al primer ministro.

El nuevo presidente de Armenia, Armen Sarkissian, juró el 9 de abril, pero tiene mucho menos poder bajo el nuevo sistema de gobernanza, donde la presidencia es en gran medida una posición ceremonial.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*