Zarif llama a Wahington a esforzarse más en fabricar falsedades

El jefe de Diplomacia Iraní, Mohamad Yavad Zarif, se ha burlado de las acusaciones de la Casa Blanca sobre el presunto suministro, por parte de Irán, de misiles balísticos a Yemen.

“El sello ISIRI (siglas inglesas del Instituto Nacional de Estándares de Irán) es una medida de calidad para los productos iraníes destinados al consumo interno y no para ponerlo sobre los misiles. Lamentable para (el presidente de EE.UU., Donald) Trump ha llegado la hora de que hagan un mayor esfuerzo en fabricar” falsedades, ha escrito este martes en su cuenta de la red social Twitter.

El 14 de diciembre de 2017, la embajadora de EE.UU. ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Nikki Haley, acusó a Irán de haber entregado misiles a los combatientes del movimiento popular yemení Ansarolá que luego fueron usados en un ataque lanzado el 4 de noviembre de ese mismo año contra el Aeropuerto de Riad (capital saudí).

En este contexto, Haley acompañó el lunes a los representantes de 14 países miembros del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU) en una visita a la base militar conjunta Anacostia-Bolling, en Washington, para mostrarles lo que, según dijo, eran los restos del referido misil lanzado contra Arabia Saudí.

“Hace un tiempo, EE.UU. mostró un misil intacto iraní facilitado por Arabia Saudí. Les deben haber dicho que un misil destruido por (el sistema de defensa aérea) Patriot no aterriza completamente ensamblado. Entonces, ahora, EE.UU. le muestra al CSNU los fragmentos de unos misiles con el logotipo del Instituto Nacional de Estándares de Irán, como el que aparece en nuestros productos alimenticios. Intenta fabricar ‘evidencias’ de nuevo”, ha añadido Zarif en referencia a ese último intento de Haley por corroborar sus acusaciones contra Teherán.

El jefe de la Diplomacia de Irán se ha burlado de la política exterior de Washington un día después de que él mismo denunciara que Trump y sus socios intentan crear una narrativa iranófoba en el CSNU “invitando a cenar y ofreciendo evidencias falsas” proporcionadas por el régimen de los Al Saud.

La República Islámica de Irán en diciembre de 2017 rechazó categóricamente las acusaciones “fabricadas” por EE.UU. sobre los misiles yemeníes, cuando Haley presentó por primera vez un puñado de hierros y dijo que eran los restos de un misil iraní caído en Riad.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*