Teherán está dispuesto para tomar medidas de represalias si EEUU rompe el JCPOA

Las autoridades iraníes están listas para adoptar contramedidas si EEUU abandona el acuerdo nuclear sellado entre Irán y las potencias mundiales en 2015.

“Nuestra línea roja es que ellos abandonen el pacto y esto generará una situación totalmente nueva”, ha advertido el presidente del Consejo Estratégico de Relaciones Exteriores de Irán, Seyed Kamal Jarrazi, en una entrevista concedida el viernes a la cadena televisiva France 24, subrayando: “estamos listos para adoptar medidas de represalia si Washington abandona el pacto nuclear”.

El alto funcionario iraní, asimismo, en respuesta a la pregunta sobre la demanda de las autoridades estadounidenses a las altas empresas europeas de que no comercien con Irán aseguró: “esto es una acción que contraviene el texto del pacto nuclear, ya que, según los artículos 26 y 29, los firmantes del JCPOA deben de garantizar la buena voluntad y la apropiada aplicación de dicho acuerdo”.

Al respecto destacó: “las nuevas sanciones de Estados Unidos contra individuos y entidades iraníes son consideradas como una violación del Plan Integral de Acción Conjunta (JCPOA, por sus siglas en inglés)”, añadiendo que presionar a los bancos para que no colaboren con Irán supone otra violación del acuerdo nuclear.

“Pese a todo esto, EE.UU. aun alega respetar las exigencias del acuerdo”, reiteró el presidente del Consejo Estratégico de la Diplomacia de Irán.

De igual modo, la autoridad iraní señaló en torno a las discusiones en el Parlamento iraní para aumentar el presupuesto del sector misilístico, como parte de las represalias de Teherán, que la “fabricación de misiles, con fines disuasivos, es nuestro derecho”.

En la pasada campaña para las elecciones presidenciales de EE.UU., el actual presidente estadounidense, Donald Trump, prometió que de llegar a la Casa Blanca, rompería el mencionado acuerdo nuclear, no obstante, tras vencer en los comicios cambió de parecer y anunció que solo lo revisaría, aun a pesar de que la Agencia Central de Inteligencia de EE.UU. (CIA, por sus siglas en inglés) le advirtió de que tal acción tendría consecuencias negativas para Washington.

La jefa de la Diplomacia europea, Federica Mogherini, por su parte, ha aseverado que el JCPOA no es un acuerdo bilateral, su contenido no puede ser cambiado y pertenece a la ‘comunidad internacional’, así que los europeos se muestran firmes a la hora de respetarlo.

Teherán ya ha advertido que Estados Unidos es tan solo una de las partes negociadoras del acuerdo (el Reino Unido, Rusia, Alemania, China y Francia también forman parte de los diálogos) y que el presidente republicano no está en posición de hablar de “renegociar” un acuerdo que ha sido avalado por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU).

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*